lunes, 12 de junio de 2017

Facilitadores en la vida con hijos: retirada del pañal

Se acerca nuestro momento, la cita ya es ineludible aunque no quiero hacerlo. Pero, "tenemos" que quitar el pañal. Me resisto, y no por pereza, que también, sino porque creo que mi hijo aún no está preparado. Sé que ya "tiene una edad", pero estoy firmememente convencida de que cada niño es un mundo y lleva su evolución propia. Pero, septiembre se acerca peligrosamente y con él la entrada en el cole de mayores. De mayores jajaja, angelitos. Total, que ya toca ponerse manos a la obra pasadas varias celebraciones (bautizo del hermano y Primera Comunión del primo) que tenemos en las que, por una parte, él estará centrado en otras cosas con un montón de estímulos en lugar de en si se hace o no pipí o caca y, por otra parte, para nosotros no son los días más indicados para andar cambiando ropas. Basante tengo con comprarle un cojunto cuqui. Así que, en mi línea de investigación y estudios de mercado varios he visto varios artefactos que pueden ayudarnos pero yo soy muuuuy poco de cachivaches así que tengo que pensarme bien si son necesarios o no. Los comparto por si a alguien le vienen bien así como para que me recomendéis comprarlos o no o mejor otros chismes. O nada, a pelo.

Reductor y orinal portátil
Venga, empezamos fuerte, con lo más asqueroso. La ventaja que le veo a este artefacto es que es dos en uno. Lo mismo te sirve para ponerlo al lado de un árbol en su versión orinal portátil, que por otro lado el propio árbol ha sido más que suficiente toda la vida de Dios, que para usarlo como reductor fuera de casa. Lo que sí mola mucho es que, como véis, es hueco porque se le acoplan unas bolsas donde quedarían los "restos" y de ahí, nudito y a la basura.





Funda de coche impermeable y absorbente
Me parece muy práctico sobre todo ahora que llegan las vacaciones donde se suelen hacer viajes más largos en coches. Mi peque se duerme, para gloria de sus padres, siempre en el coche así que podría venirnos muy bien. Aunque tal vez sea más aconsejable, sabiéndolo, ponerle un pañal al igual que para cuando duerma la siesta en casa. ¿Qué me decís?

Bolsa impermeable
Ideal para guardar la ropita que haya sufrido escapes. Que sí, que una bolsa normal también vale, lo sé.
Ropa interior de aprendizaje
Se trata de calzoncillos/braguitas que contienen pequeños escapes a la vez que permiten que el niño sienta la humedad (con el pañal no ocurre).

Las ventajas que le veo es que a la vez que se dan cuenta del escape, favorecen la autonomía del niño ya que se los pueden subir y bajar. Son lavables en lavadora y se pueden secar en secadora. Creo que me voy a hacer con algunos, lo que no sé es si con el paquete de 3 será suficiente o mejor comprar el de 5 directamente.



Alargador de grifo de cangrejo ¡ideal!
Esto, por supuesto es totalmente innecesario. Bueno, seguramente como todo lo anterior. Pero creo que hacer este "momento" más divertido puede eliminar tensiones y miedos. Y es tan mono.

¿Qué me recomendáis? ¿Usasteis algún chisme para la retirada del pañal más allá de la fregona? ¿Consejos para sobrevivir? ¡Tengo miedo!


9 besos y 1 abrazo

Puedes encontrarme en

Facebook: Nueve meses y un día después

Twitter: @nuevemesesundia

Instagram: @9mesesy1diadespues


Mi casa ;)



Si os mola, podéis compartir el post pulsando la imagen de un sobrecito que veréis justo aquí debajo. O desde cualquiera de mis redes (que tenéis justo más arriba). ¡Os lo agradecería mucho, mucho, muchooooo!😍😍